jubilaciónLa jubilación es el fin de la etapa laboral, para muchas personas es una etapa deseada que permite disfrutar de la vida sin tener la obligación de trabajar. Pero para otros supone un momento de gran ansiedad y angustia, ya que se tiene la creencia de no ser útil para los demás y para uno mismo.

 

Ideas negativas y consecuencias

El hecho de jubilarse supone un cambio en nuestra vida, de eso no hay duda, pero el hecho de enfrentarnos a ello de una forma pesimista puede acarrear diversas problemáticas, como angustia, bajo estado de ánimo por sentirse poco útil en el día a día o por el hecho de sentirse mayor.  De repente llegamos a una situación de inactividad, y es que llevamos muchos años ocupando muchas horas del día con el trabajo, por lo que nos encontramos con mucho tiempo libre, el cual no sabemos cómo ocupar.

La vida de los que nos rodean continúa siendo la misma, sólo cambia la nuestra. Este hecho puede hacer que nos sintamos fuera de lugar, que molestamos a nuestros seres queridos, por lo que tendemos a alejarnos y aislarnos de nuestro entorno.

 

¿Qué puedo hacer?

Lo primero en donde tenemos que intervenir es en nuestros pensamientos. Todo aquello que pensamos tiene un fuerte efecto sobre nuestras emociones, es por ello que las ideas negativas ejercerán un efecto negativo en nuestras emociones mientras que una actitud positiva nos permitirá tener mayor ambición y estar predispuestos a la acción.

La jubilación es un gran cambio, de eso no hay duda, ¿pero quién ha dicho que los cambios tengan que ser negativos? Por ello, una buena actitud hacia esta fase de la vida hará que nos encontremos con un estado positivo y con ánimo para afrontarlo.

Valoremos el momento, ¿qué es lo que tengo ahora mismo? ¿qué es aquello que no he podido hacer mientras estaba trabajando? Fijemos objetivos y metas, tracemos un plan de acción, ¡ahora podemos hacerlo!

No nos refugiemos en la idea que la jubilación es negativa, pensemos que es un cambio con el que podemos crecer y seguir disfrutando.

Evidentemente, a veces no es fácil poder hacer esta transición, si este es tu caso o el de alguien que conoces, puede que necesites de ayuda profesional. En nuestra clínica contamos con expertos en esta área, no dudes en consultarnos.